Luis Calpena y Ávila

72

BIAR I LES SEUES HISTÓRIES

D. LUÍS CALPENA I ÁVILA

*Antonio Navarro García, Cronista Oficial que fue de la Villa de Biar, cuenta en un trabajo para la Revista de Fiestas de Moros y Cristianos del año 1989, sus vivencias y conocimientos sobre el que fue CARRER MAJOR DE LA VILA , y desde 1919; CARRER DE LUÍS CALPENA.

-Navarro-, popularmente conocido como “D. Antonio, el Boticari”, cuenta sobre la figura del que fuera preclaro hijo de Biar D. Luís Calpena y Ávila, lo siguiente:

“..Que en la casa frente al arranque de la calle Marco, saltaba a la vista una antigua fachada como de ermita, coronada por vieja espadaña con cruz y veleta, que oíamos llamarla “ del Hospital”.

Tenía un pequeño oratorio-lugar destinado al culto divino, no erigido para la utilidad de todos los fieles, se puede decir misa- con su Cristo de la Agonía y lámpara votiva de aceite encendida permanentemente, con gruesa reja a la calle y cepillo de limosnas para familias necesitadas.

Pues bien, en esta casa nació el 25 de julio de 1860, un niño hijo del Cabo de la Guardia Civil, al que se impuso el nombre de Luís Calpena y Ávila.

Este niño biarense, tras sus avatares, se ordenó sacerdote y fue eminente orador sagrado; Magistral de la Capilla Real, Auditor del Tribunal de la Rota. En 1919, con motivo de ser invitado a predicar en las Fiestas de Mayo, se cambió el nombre del CARRER MAJOR DE LA VILA, por el de LUÍS CALPENA”.

*El historiador Juan Pérez de Guzmán y Gallo, escribió sobre Luís Calpena lo siguiente:

“…El día 6 de enero último -1921-falleció en esta Corte el Excmo. Sr. D. Luís Calpena y Ávila, nuestro Numerario, Prelado romano, Ministro Consejero Canciller de la Insigne Orden del Toisón de Oro, Caballero Gran Cruz de Alfonso XII, Auditor Numerario del Supremo Tribunal de la Rota Española, Receptor de la Real Capilla de S. M., Cura de Palacio y Académico electo de la de Bellas Artes de San Fernando.

El Padre Calpena a la sazón rondaba los 58 años y gozaba de una reputación de gran resonancia como orador sagrado y escritor de elevados vuelos, honrando su patria la Villa de Biar de la provincia de Alicante, donde se había mecido su cuna.

Muy joven comenzó sus estudios en Orihuela, siendo ordenado sacerdote en 1886 en Novelda.
En1888 fue nombrado Capellán de Honor de la Real Capilla; en 1805 ganó por oposición la plaza de Rector de San Francisco el Grande y sirvió la plaza de Catedrático de Historia Sagrada en el Seminario Conciliar de Madrid, y desde 1911 fue Auditor de la Rota y Prelado Doméstico de su Santidad”.

Continuando con el relato del ya citado Cronista, Antonio Navarro, “era costumbre hasta mediados del Siglo XX, que los entierros de difuntos discurrieran por toda la C/.Major de la Vila, desde el Templo Parroquial, con el clero revestido de capa y dalmáticas con bordones, entonando los himnos responsoriales de difuntos, hasta el Arco de San Roque, donde se rezaba el último responso y se despedía el duelo familiar; y el féretro era llevado a mano y hombros hasta el Cementerio Municipal.
En caso de ser solicitada, la Comunidad de Frailes Franciscanos de la localidad, también acompañaban con velas encendidas, hasta 1920.

*En la casa nº.1, que ostenta en pétreo frontispicio en anagrama Mariano entre los legendarios seis panes en destacado relieve, con que-según la tradición- se encerraron allí dos ángeles peregrinos, y que a los tres días desparecieron milagrosamente, regalándonos la gloriosa primitiva imagen escultórica de Nuestra Excelsa Patrona, la Virgen de Gracia. El dintel de la puerta, lleva el año de 1721.

*Colindando con el huerto de la propiedad de los herederos Aynat, se abre la calle Esperanza-antiguamente llamada del Fossar- por ser lugar habilitado como cementerio de la Iglesia y clausurado cuando se construyó la Capilla de la Comunión.

*Entre las calles Romero y Marco, destaca la antigua Casona de amplias salas y escaleras con rica balaustrada de nogal albergó a numerosos sacerdotes beneficiarios de la Parroquia; luego fue Convento-Colegio de Hermanas Trinitarias con amplio patio y vistoso alero recayente a la calle Marco-hoy propiedad del Ayuntamiento-.

*Entre estas calles y la Major de la Vila, y frente a la casa natal de Calpena. había una fuente llamada de San Diego de Alcántara, de dos caños que vertían su agua potable a una amplia y gruesa pila de piedra labrada a flor de tierra y presidida por la imagen del Santo en azulejos. Destruida en 1931.

*En la bocacalle de San Francisco existió la Oficina -Farmacia propiedad de Pedro Navarro y Conca-fundada en 1874-.

*Las calles radiales del Salsero-hoy Hermano Gimeno- y de Jesús, están llenas de historias.
En la del Salsero se encontraba el establecimiento que vendía la sal de piedra, y también, la casa -horno del Real Patrimonio con panel de azulejos del escudo acuartelado de los Austria – destruido en 1931-, frente; la casa natal del Hermano Gimeno con hermoso retablo cerámico.

En la de Jesús, se encontraban las cárceles y el Arco-Torreta de la muralla medieval que daba nombre a la Puerta de Castilla.

*Calle del Diezmo-esquina Fuente de San Roque, en esta casa se recaudaban los impuestos y la leyenda apunta que aquí se hospedó el Rey Jaime I.

*Calle se San Roque-antiguamente llamada de la “Caholla”, por haber una pequeña charca de las filtraciones del Castillo.

-Al final de la calle, un hermoso conjunto de la muralla medieval; Arco de San Roque-Puerta de Xàtiva a su derecha, al frente; la ermita de San Roque, construida sobre una vivienda y a la que se accede por encima del Arco. A la izquierda; antigua Mansión con Torreta de Muza Almoravit-hoy felizmente restaurada y recuperadas-.

*De sus obras publicadas, relacionamos las siguientes:
-Oración del Dos de Mayo.
-Discurso del Centenario de la Guerra de la Independencia.
-Oratoria fúnebre de las víctimas de Melilla.
-Conferencias y Sermones.
-El Libro de la Luz de la Fe en el Siglo XX.
-Jesucristo Rey.
-Sermones de Semana Santa.

Sirva éste modesto trabajo para recordar al biarut D. Luís Calpena y Ávila, y a la calle que su pueblo agradecido le dedicó en 1919, y también, a la que fue la de mayor importancia de la población; no en vano se rotuló como “ CARRER MAJOR DE LA VILA “ desde tiempo inmemorial, y dar unas pinceladas históricas sobre sus edificios del rico Patrimonio de la Villa de Biar.

Biar, año 2020.

-Fuentes; Libro de Fiestas de Biar-1989.
-Álbum de Españoles Ilustres del Siglo XX.
-Juan Pérez de Guzmán y Gallo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here